Si te gusta el cine, es muy probable que guardes unas cuantas películas, aquellas que más te han gustado o impactado y que acostumbras a ver una vez cada poco tiempo, para recordar las mejores escenas o descubrir nuevos detalles en los que caíste la primera vez. Con lo fácil que es hoy en día hacerte con una colección de películas, en DVD, Blu-Ray o en formato digital, saber qué títulos tienes y cuáles no, qué película has prestado y quién la tiene, no es tarea fácil. Por suerte, dispones de organizadores de películas que te ayudan a saber al detalle los títulos que tienes en tu colección. Entre las particularidades de estos programas, está la posibilidad de crear fichas con información del argumento, el reparto, el equipo técnico, puntuar la película e incluso añadir notas personales o imágenes.

organizadores de películas

La función de los organizadores de películas es poner un poco de orden en tu colección de cine, que en muchas ocasiones está conformada por distintos formatos, físicos y digitales, están en varios lugares de tu casa, o en préstamo, y no son fáciles de ver de un vistazo en caso que tengas que buscar un título. Tener una base de datos de tus películas te será muy útil para, por ejemplo, buscar películas de un mismo género, de un mismo actor o director, o saber qué títulos has prestado y si hace mucho que deberían habértelos devuelto. Veamos una selección.

  • MoviePile (Windows, Mac, Linux): Empezamos por un organizador enfocado a películas en formato digital, ya que además de catalogarlas las reproduce, con la posibilidad de crear listas de reproducción. Disponible para varias plataformas, y con extensión para Google Chrome que sirve para descargar vídeos de páginas web. Otro detalle interesante es su sistema de tagmarks, selecciones de escenas concretas de un vídeo para reproducirlas directamente, sin tener que ver la película o vídeo entero.

  • Movienizer (Windows): En este caso, podrás crear una completa base de datos de tus películas, con la opción de crear fichas para los títulos, actores, directores y demás participantes. Con ayuda de IMDb, la mayor página online con información sobre cine, podrás crear tu enciclopedia particular en cuestión de minutos, incluyendo puntuaciones y fotografías. También incluye su propio reproductor, para películas digitales, pero es muy rudimentario.

  • Ant Movie Catalog (Windows): Otro organizador de corte clásico, con una interfaz mejorable, pero que te será útil para crear tu catálogo personal de películas, con información extraída también de IMDb, y estadísticas para saber qué porcentaje de títulos corresponden a cierto año, cierto género, formato o idioma.

  • Griffith (Windows, Mac, Linux): Un clásico de los organizadores de películas, con información extraída de varias fuentes para crear un completo catálogo con unos pocos clics de ratón. En concreto, en inglés ofrece información de IMDb, DVD Empire, AnimeDB, Moviefone y Mediadis. Por lo demás, ofrece varias posibilidades para exportar la base de datos generada.

  • Delicious Library (Mac): Si quieres organizar tus películas, libros, discos, juegos o cualquier cosa que imagines en OS X, Delicious Library es la respuesta. Es de pago ($25 / casi 19€), con versión de prueba, y en cuanto lo pruebes verás que es imprescindible para estar bien organizado, ya que permite crear catálogos en poco tiempo con información e imágenes. Entre otras cosas, ofrece la posibilidad de importar información de Amazon y similares usando los códigos de barras de las películas o libros. Otro aspecto interesante de esta aplicación es la posibilidad de puntuar cada uno de los títulos de tu colección. Y, cómo no, ofrece un apartado dedicado a las estadísticas para conocer a fondo tus gustos.

  • Booxter (Mac, iOS): Una alternativa a la aplicación anterior, un organizador de películas para OS X con versión móvil para iOS, que te ayudará a catalogar tus libros, discos, cómics y, cómo no, películas. Se asemeja a algunos de los programas anteriores, con fichas para cada título. Como en el caso anterior, permite escanear los códigos de barra, así como extraer información de varias fuentes, entre ellas Amazon.

  • Libib (Online): Si no quieres estar limitado por tu sistema operativo, una buena opción es probar un catalogador de películas online, ya que te permitirá acceder a tu catálogo desde cualquier dispositivo con acceso a Internet. En concreto, con esta herramienta online puedes escanear los códigos de barras y obtener la información. Está especialmente diseñado para libros, pero también te servirá para películas o videojuegos.