¡No te pierdas nuestro contenido!

Realizar una campaña exitosa en Facebook no es tarea sencilla. Muchas veces, además de la generación de contenidos que hagan que retengamos una buena cantidad de usuarios, también tenemos que considerar otros factores. Uno de ellos es la publicidad a través de Facebook. Para los que no lo sepan, nuestros datos dentro de Facebook son usados para poder vender “mejor” la plataforma a diferentes anunciantes. Y si estamos planeando una campaña, tenemos que además tener en cuenta muchas cosas típicas de Facebook Ads. La publicidad aquí es muy diferente al resto de internet, tiene sus propias reglas.

Facebook3-800x600

Por eso, si recién estamos comenzando no sería una mala idea tener una guía sobre como arrancar. Facebook nos ofrece un tutorial para marketers digitales, pero es bastante extenso y a veces puede causar que nos mareemos un poco. Es mejor tener todas las bases cubiertas y arrancar con una guía breve, que es la que hemos preparado a continuación.

  • Conocimiento del producto: antes de poder planear una campaña exitosa, tenemos que saber en qué consiste. Para esto podemos reunirnos con el cliente, revisar las especificaciones del producto o campaña, y descubrir cuál será la mejor forma de comunicarla.

  • Segmentación: otro aspecto importante de Facebook Ads es la posibilidad que nos da para segmentar la audiencia de nuestra publicidad de una forma simple. Podemos elegir cosas simples como edad o género, hasta preferencias y títulos que hayan insertado en Facebook. Cada una de las variables que nosotros insertamos en nuestro perfil puede ser usada para segmentar un determinado anuncio. Por eso, tenemos que conocer bien a quién está destinada una determinada campaña.

  • Conocimiento de las reglas: Facebook tiene determinadas reglas para subir un anuncio. Qué tipo de fotografías se pueden subir, el contenido, y más. Pero lo más importante que tenemos que conocer es el límite de caracteres y el tamaño de la fotografía que podemos usar para ilustrar el ad. Por ejemplo, el título, que tiene que ser lo más agresivo de un anuncio, solamente puede ser de 25 caracteres, mientras que el cuerpo de texto tiene que ser de 90. Tenemos poco espacio, así que tendremos que aprovecharlo de la mejor manera.

  • Rendimiento al máximo del presupuesto: así como tenemos que usar la cabeza para segmentar y redactar anuncios particular, también tendremos que repartir el presupuesto de forma inteligente. Por ejemplo, apostar una buena parte a un nicho de usuarios que sabemos que funcionará, e invertir menos en una publicidad más general. O, si queremos optimizar el dinero que estamos usando en una fanpage que no tiene tanta cantidad de fans, usar CPM en lugar de CPC, por ejemplo. Las opciones son varias.

  • Investigar otras campañas: qué funciona y qué no funciona es conocido, y está retratado infinidad de veces en casos de éxito que se propagan en diferentes blogs de publicidad. Pero además de esto, podemos usar nuestra propia cuenta de Facebook para saber cómo están usando Facebook Ads otras marcas. Es fundamental preguntarnos: ¿haría clic en este anuncio? cuando miramos las cosas que nos está ofreciendo Facebook.

  • Selección de imagen: la imagen es otro aspecto importante. Solamente tenemos 25 caracteres para hacer un título vendedor y 90 para explicar lo que queremos. Por eso, la imagen será lo primero que capture la atención del usuario. Así que tiene que ser una buena imagen –pero que, por supuesto, cumpla con las regulaciones impuestas por Facebook-.

  • Usar todas las alternativas: los Social Ads pueden ser efectivos, pero no son la única opción que tenemos. Facebook nos ofrece varios formatos para publicitar, entre los cuales hay que destacar las Sponsored Stories, más baratas y casi igual de efectivas. Nos permiten además tener una tasa de engagement más elevada con nuestros usuarios.

  • Realizar pruebas de rendimiento: es imposible tener una campaña que funcione simplemente en la primera pasada. Tenemos que preparar varias opciones y, lo más importante de todo, probarlas para saber qué formato es el que funciona mejor.

  • Crear varios anuncios por semana: los usuarios se aburren de ver el mismo anuncio una y otra vez. Por eso, después de una determinada cantidad de días, podemos ir cambiando el texto o las imágenes –o ambos- de un anuncio para poder tener mejor rendimiento.

  • Usar Facebook Insights para crear mejores anuncios: finalmente, una de las herramientas que más podemos aprovechar es Facebook Insights, que nos permite saber qué tipo de audiencia tenemos y qué contenidos son los más exitosos. Esto nos permitirá hacer una mejor segmentación de nuestras publicidades y alcanzar un número mayor de usuarios.