Una tecnología que, si me permiten decirlo, podría cambiar la forma en la que muchos medios venden sus revistas o incluso marcas sus productos, ya que se encargaría de mostrarnos si una imagen ha sido retocada y cuánto.

Está siendo desarrollada por el profesor Hany Farid y el estudiante Eric Kee, y se basa en un algoritmo que puntúa las imágenes en una escala del 1 al 5 basándose en el nivel de retoque o post-producción que ha sido aplicado utilizando herramientas de retoque como el famoso Adobe Photoshop. La idea surgió cuando el primero de ellos se cercioró del modelo de legislación de publicaciones aplicado en diversos territorios como Noruega o Francia, las cuales obligan a las publicaciones a especificar si las imágenes han sufrido algún tipo de retoque. El problema es que, a no ser que se trate de casos exagerados, no se podría asegurar que una imagen ha sido o no retocada.

El primer adelanto de esta nueva tecnología ha sido publicado esta semana en el informe Los procedimientos de la Academia Nacional de Ciencias de Darthmouth, y de hecho está disponible para todo el que quiera verlo un interesante documento con cientos de imágenes que se recopilaron para el estudio, y donde podemos ver dicha clasificación por niveles.

Para desarrollar la tecnología se utilizaron miles de muestras reales, realizadas en un estudio a seres humanos, que luego fueron utilizadas para entrenar a una computadora e ir construyendo el algoritmo. Sin duda, interesante, y, como comentaba al principio, podría marcar un antes y un después para las publicaciones y seguramente para la legislación, que tendría que adaptarse y por supuesto aprobar la utilización de este tipo de tecnologías para determinar si una imagen ha sido retocada o no.