¡No te pierdas nuestro contenido!

Las plataformas móviles están adquiriendo cada vez más importancia hasta el punto de que es mucho más fácil encontrar utilidades concretas en estos entornos que en los de escritorio gracias a sus tiendas de aplicaciones. La posibilidad de portar las apps móviles al escritorio es una idea que muchos apreciarían, pues supone no modificar hábitos al entrar en casa desde la calle o al utilizar los mismos desarrollos y entornos en ambos mundos. Y esto último es posible gracias a BlueStacks App Player.

BlueStacks App Player es una herramienta para Windows 7 que permite ejecutar aplicaciones de Android. Se encuentra en fase inicial de desarrollo alpha y es totalmente gratuita, versión Pro con capacidades especiales llegará más adelante. La tecnología necesaria para que este ingenio funcione ha estado capitaneada por el ex CTO de McAfee y miembro directivo de Cloud.com Rosen Sharma. Su desarrollo ha tomado a 10 ingenieros dos años en total, pues han querido hacer las cosas bien desde un principio utilizando un método de virtualización que posibilita la ejecución de estas aplicaciones en modo de pantalla completa sin que eso perjudique a la usabilidad o a la resolución gráfica. Por ejemplo, las apps de Angry Birds o Fuit Ninja se visualizan a gran tamaño.

Nada más descargar el reproductor y ejecutarlo veremos que tenemos a nuestra disposición 10 aplicaciones pre-cargadas como Bloomberg, LivingSocial, Huffington Post y Creative Mobile y tenemos disponibles otras 26 para instalar desde la nube que irán aumentando conforme se siga trabajando con más desarrolladores de apps móviles que quieran sumarse al proyecto. Además hay una interesante funcionalidad en este widget y es la posibilidad de pasar aplicaciones desde nuestro teléfono al escritorio gracias a Cloud Connect, de ese modo no tendremos que volver a pagar por aplicaciones que ya hemos comprado para nuestro smartphone Android.

Estoy convencido de que propuestas como estas van a pegar muy fuerte en el futuro a medida que nos damos cuenta de que el rendimiento de las aplicaciones móviles tienen poco que envidiar a las de escritorio. En BlueStacks ya están trabajando en su adaptación para Mac y esperan alcanzar el millón de descargas en poco tiempo.