Con un ciclo de desarrollo más veloz que el de lanzamientos anteriores, Microsoft ya está trabajando en Internet Explorer 10, el navegador que seguramente será una pieza muy importante de la nueva experiencia que ofrecerá Windows 8 a los usuarios. Aunque todavía no podemos conocer su aspecto final, sí es posible conseguir la segunda Platform Preview, que hace hincapié en el soporte de HTML5 y las medidas de seguridad.

Esta nueva vista previa utiliza el mismo motor de renderizado que las demos de Windows 8, con más características de HTML5, donde se destacan los web workers para ejecutar JavaScript en segundo plano.

Siguiendo con la línea de la primera preview, el CSS3 Flexible Box Layout fue extendido con el posicionamiento de elementos flotantes, mientras que también es posible arrastrar y soltar o validar formularios por medio de HTML5. Además, se incluyen la FileReader API y los Media Query Listeners.

Naturalmente, como en cada actualización de cualquier browser, también se trabajó en el rendimiento y la seguridad. El primer aspecto se cumple gracias a la ejecución asíncrona de scripts, mientras que para el segundo se implementaron un modo caja de arena para HTML5 y la carga aislada de iframes.

La mejor forma de entender todos estos cambios es descargar la aplicación y probar las distintas demos publicadas por el equipo de IE. Una muy llamativa es la denominada How Stuff Works que, según el equipo de desarrollo, da resultados muy diferentes entre los distintos fabricantes, pese a usar las mismas tecnologías.