Muchos de nosotros quizás no estemos familiarizados con estas siglas OAuth, pero tiene mucha más importancia de la que nos imaginamos, pues hace referencia al sistema por el cual damos acceso a aplicaciones de terceros a una determinada cuenta de nuestra propiedad. Es lo que hacemos por ejemplo cuando habilitamos la interacción con nuestra cuenta de Twitter de otras aplicaciones (¿os suena Facebook Connect?).

El asunto es que en Google han habilitado este sistema para posibilitar el acceso de apps a GMail. ¿Qué podemos esperar a partir de aquí? Que empiecen a surgir multitud de herramientas para interactuar con nuestros correo desde fuera. Un ejemplo es esta pequeña aplicación que ya ha visto la luz y que posibilita la creación de notificaciones push en el iPhone para determinados correos entrantes de nuestra cuenta de Gmail de acuerdo a los filtros que queramos configurar. Pero esto es tan sólo el comienzo, en breve veremos más y mejores aplicaciones que potenciarán Gmail.

En cuanto a los preocupados por la seguridad, no hay motivos para estarlo, pues como en los demás servicios que ya hemos visto, nuestra contraseña nunca es enviada o vista por la aplicación que pide el permiso, pues se habilita desde el mismo Gmail, al igual que sucede ene Facebook o en Twitter.

Via: Google