twitter-eyes-shirt-small

Seguramente ya seas un usuario tan ávido de Twitter como nosotros. Pero si por una de esas casualidades todavía no has empezado, o estás necesitando crear un usuario nuevo, entonces ten en cuenta estos consejos a la hora de elegir tu @usuario:

No tengas miedo de usar tu nombre real. Twitter no es un chat anónimo, sino una forma de conectarte con tus amigos y conocer más gente. Hacerlo como "DarthVader2009" probablemente no sea la mejor decisión. Al fin y al cabo, si lo que quieres es esconderte, ¿qué estás haciendo en Twitter?

No uses malas palabras en tu nombre de usuario. Primero porque nunca sabes quién te va a leer. Segundo, porque realmente no contribuye a la comunidad tener un nombre que ofenda a los demás.

Considera contar lo que haces. Sobre todo si lo usas como herramienta de networking. Si eres ingeniero, IngLucas podría ser una buena idea. Lo mismo si eres plomero o diseñador web. Es una gran forma de dar a conocer tu profesión, y quizás hacer nuevos clientes.

Sé creativo. Si tu nombre real ya está tomado, o realmente no quieres usarlo, entonces recurre a la originalidad, el humor y la creatividad. Algo que el resto recuerde.

Distínguete del resto. Si tu nombre ya está tomado, sé creativo para diferenciarte. @Carlos85 y @Carlos58 suenan a la misma persona para la mayoría. Y agregar números al final es tan 1999.

No parezcas un bot. Contarnos de tu profesión es una cosa, pero llamarte @ArregloTuPC va a hacer que la gente piense que eres un bot, o un spammer.

No uses el nombre de una celebridad a menos que también te llames así. Tal vez era divertido en la época del ICQ, pero ahora que los personajes famosos usan Twitter, a nadie le gusta un farsante.

Considera el impacto. El último consejo es global: piensa la reacción que tendrán los otros usuarios al leerte. Piensa bien cuál es tu intención, y elige en consecuencia.

Y no olvides que puedes seguir al equipo de Bitelia en Twitter: @cecisaia, @eliasN, @velvor, @vicentejuan, y @jordibrau.

Vía: Webware